Electricidad estática: desde una perspectiva científica, es el desequilibrio de las cargas positivas y negativas. En términos de cabello, a menudo es causada por el aire seco, por lo que es muy común cuando llega el invierno. Aquí hay 5 consejos para ayudar a mantenerla al mínimo:

No te saltes el acondicionador: 

los acondicionadores liberan una carga positiva, por lo que cuando se aplican ayudan a mantener a raya las cargas negativas. Si estás en un apuro humedece un poco tu cabello y la electricidad desaparecerá, pero ten en cuenta que cuando se seque tu pelo volverá a aparecer.

 

Utiliza siempre un spray anti-estático cuando estés secando el cabello:

 El aire caliente del secador puede transferir la electricidad a las fibras de tu pelo, por eso, si sufres de este problema te recomendamos utilizar un producto como No Frizz Humidity Shield, que forma un escudo protector anti estático.

 

Mantén tus manos hidratadas: 

Es difícil no tocarse el pelo de vez en cuando, así que asegúrate de utilizar crema de manos. Pasarse las manos por el cabello es otra forma de producir desequilibrio, así que si están hidratadas ayudarás a reducirlo.

 

Utiliza suavizante en tu ropa:  a veces la electricidad es causada por tus propias prendas de ropa. Una buena manera de evitarlo es realizar un lavado a mano, o un ciclo corto en la lavadora. Agregar suavizante en el último aclarado de la ropa hace que los tejidos no adquieran esa electricidad. 

 

Share This: